Rollitos de Salmón Ahumado


Nada que envidiar tienen estos rollitos de salmón ahumado a los bombones, también de salmón ahumado que ya he publicado, de hecho el relleno es prácticamente el mismo aunque con algunas variantes. Eso sí, el resultado es similar y delicioso, y sin lugar a dudas, facilísimo.

Ingredientes:
  • 400 gr. de Salmón ahumado en lonchas
  • Aceite de Oliva Virgen Extra

Ingredientes para el relleno:
  • 250 gr. De Queso crema sabor salmón
  • 12 palitos de Cangrejo
  • 12 Langostinos Cocidos picaditos
  • 3 Huevos Cocidos
  • 1 lata de atún al natural
  • 2 Cucharadas de Alcaparras
  • 2 Cucharadas de Pepinillo picadito
  • 1 Cucharada de cebolleta nueva  

Elaboración:

Picar todos los ingredientes del relleno y mezclar con el queso . Probar de sal y añadir si fuera necesario. Reservar.



Disponer en la tabla las lonchas de salmón y poner un poco del relleno en cada una de ellas.
Enrollarlas con cuidado que no se salga el relleno.




Colocarlas en una fuente y decorar con alcaparras y aceite de oliva.

Seguro que coméis más de uno.

Cortadillos De Cidra


“… Se trata de un dulce común en Cádiz, pero donde tiene más fama es en Écija, donde lo elaboran las monjas. En cualquier caso, por lo que he leído, se trata de una receta tradicional en las provincias de Sevilla y Cádiz, así como en zonas limítrofes de Córdoba (la mencionada Écija, sin ir más lejos) y hasta en Granada. En general no es difícil de encontrar en la mayor parte de Andalucía, pero su zona central de producción podríamos establecerla en ese eje Écija-Sevilla-Cádiz”.
(Diario del Goumert). 



¡Cuánto me han gustado siempre los cortadillos! Recuerdo que ya desde muy pequeña les hacía una fiesta increíble cada vez que mi madre los compraba. Muy al contrario que a otros, me encantaba sentir en la boca esa masa espesa y dulce que a veces me costaba trabajo tragar. Me decía mi madre que yo era muy ansiosa y daba los bocados más grandes de lo que debiera.

Una vez, estando ya casaca y con mi primer hijo, mi marido me regaló por mi cumpleaños una tarta de cortadillos que encargó expresamente en la Confitería San Joaquín. Como alucinaba yo cuando me la entregó, y que poco duró en casa. Deliciosa!

Muchas veces he intentado hacerlos pero solamente me ha resultado un simulacro de cortadillos: A veces la masa dura como una piedra, otras imposible de modelar… hasta tiré la toalla. 
Ahora que soy seguidora de tantos blogs de cocina, a cual más maravilloso, he ido aprendiendo cantidades exactas y trucos para poder hacerlos sin ningún temor, y puedo asegurar que me han salido de miedo.
Para ello nos hace falta:

  • Un molde desmontable que pueda ir al horno rectangular o redondo. Lo ideal es que sea rectangular. Yo no tenía rectangular desmontable y opté por usar el redondo, pero en el otro queda más bonito. 

Para la masa:
  • 500 gramos de Harina
  • 250 gramos de Manteca de Cerdo
  • 250 gramos de Azúcar Glas
  • Medio Vaso de Vino Blanco
  • Una Cucharadita de Agua
  • Una Cucharadita de Canela en polvo
  • Ralladura de un Limón

Para el relleno:
  • 400 gramos de Cabello de ángel (yo usé una lata de “El Quijote”, pero si es el tiempo de las Cidras y os atrevéis a hacerlo casero, podéis ver la receta Aquí)

 Para la terminación:
  • Azúcar Glas para espolvorear por encima.

 Elaboración:

Un rato antes de comenzar a trabajar la masa, dejamos la manteca de cerdo a temperatura ambiente para que se ablande y encendemos el horno a 180º.

Una vez ablanda la mezclamos con todos los demás ingredientes hasta que todo quede bien integrado.
Dividimos la masa en dos partes y una de ellas la colocamos en la base del molde. Repartimos y apretamos bien hasta que todo el fondo quede cubierto.


Ponemos encima la cidra o el cabello de ángel.



Y encima de ésta la otra parte de la masa. En este paso hay que trabajar con cuidado puesto que es una masa que se rompe fácilmente. No os importe ponerla a trozos y unirlos con los dedos. El resultado no será nada bonito pero tranquilos que cuando sale del horno está perfecta.


La mantenemos en el horno unos 40-45 minutos.
Lo sacamos del horno y esperamos que se enfríe antes de desmoldarlo.
Cuando esté totalmente frío lo espolvoreamos de azúcar Glas y cortamos a trozos.




Sin lugar a dudas una sencilla exquisitez.


Rositas de Hojaldre



Este fin de semana he continuado con el hojaldre como ingrediente estrella para el postre. No podía dejar de hacer esos “Rositas” que os comenté en mi anterior entrada. Es un dulce de fácil elaboración si recurrimos al hojaldre comprado ha hecho. El escarchado también es fácil de hacer y queda delicioso.




Ingredientes:
  • 1 lámina de Hojaldre
Para la Crema Pastelera:
  • 500 c.c. de Leche
  • 3 Huevos
  • 125 grs. De Azúcar
  • 50 grs. De Maizena
  • 25 grs. De Mantequilla
  • 1 cucharadita  De Azúcar Avainillada 
Para el escarchado rosa:
  • 200 grs.de Azúcar Glas
  • 1 Clara de Huevo 1 Cucharadita de Agua
  • Unas gotas de Colorante Rosa

Comenzamos haciendo la crema pastelera tal y como detallé en mi anterior entrada. Podéis verla Aquí.




Mientras la crema se está enfriando ponemos a calentar el horno a 220º, calor arriba y abajo con aire.

Entretanto vamos preparamos las tiras de hojaldre con las que montaremos los Rositas.
Extendemos la masa en la mesa de trabajo y cortamos unas tiras longitudinales de unos 4 cm. de ancho.



El horneado de este dulce es distinto a otros horneados de hoja: se hornean cubiertos.


Ponemos las tiras en una bandeja de horno forrada y pinchamos toda la masa con un tenedor para que no suban. Encima colocamos papel de horno y encima del papel otra bandeja.




Horneamos 10-12 minutos. Comprobamos que la hoja está dorada y sacamos del horno. Dejamos que se enfríe.






Cuando esté fría cortamos cada lámina en trozos con las mismas medidas. A mí me salieron tres trozos de cada lámina, suficientes para montar un Rosita, pues cada uno lleva tres capas de hojaldre.



Cubrimos un trozo con la crema pastelera, ponemos otro trozo encima, volvemos a poner más crema y cubrimos con el tercer trozo.


Cuando ya los tengamos todos montados pasamos a hacer el escarchado.

Batimos primero la clara hasta que forme espuma y blanquee (no batir mucho para que no se haga merengue). Añadimos el agua y poco a poco el azúcar hasta que nos tome consistencia, ni muy líquida ni muy espesa. Le ponemos unas gotas de colorante y mezclamos hasta que el color esté a nuestro gusto. A mí me quedó demasiado rosa pero ya lo enmendaré la próxima vez.


Con este glaseado cubrimos los hojaldres y los dejamos que se endurezcan. Cuando estén endurecidos espolvoreamos con azúcar blanquilla.


Sin lugar a duda una dulce tentación.

Cucuruchos de Crema





Dulces recuerdos de mi infancia el que me traen estos dulces que mi padre nos traía a casa (media docena) al salir del trabajo los días de paga (los sábados). Los compraba en la confitería “La Granja Mari”, que estaba cerca de su local de trabajo. También nos traía a veces “Rositas”, que son unos rectángulos de hojaldre con crema entre capa y capa y una dulce superficie cubierta de escarchado rosa. Alguna que otra vez los he hecho, aunque no tan ricos como aquellos.

Estos cucuruchos os puedo asegurar que vuelan de la bandeja. Hoy he vuelto a hacer una docena y ya solo quedan cuatro. De buen seguro que os van a gustar mucho.

Ingredientes para los Cucuruchos:

  • 1 plancha de hojaldre (puede ser congelado o refrigerado. En este caso lo usé refrigerado de la marca Lidl,      que es para mi gusto uno de los mejores para repostería y además barato).
  • 1 Yema de nuevo (para pintarlos)
  • 2 Cucharadas de azúcar (para poner por encima antes de meter al horno)



 Ingredientes para la crema:

  • 125 gramos de azúcar
  • 500 gramos de leche entera
  • 50 gramos de maicena 4 huevos grandes
  • 25 grs. de Mantequilla
  • 1 Cucharadita de Azúcar Avainillada


Elaboración:

Empezamos por hacer la crema pastelera, que tenemos que dejar un tiempo para que se enfríe antes de rellenar los cucuruchos. Si la vamos a hacer en la Thermomix es bien sencillo, pues solamente tenemos que poner todos los ingredientes en el vaso, programar primero 30 segundos a velocidad 3 y luego 9 minutos a 90º y velocidad 3 ½. Cuando termine añadir la mantequilla y dejar 10 segundos a la misma velocidad.

Si optamos por la forma de toda la vida lo primero es poner la leche a calentar. Mientras tanto mezclamos el azúcar con las yemas y la maizena y batimos hasta hacer una crema pálida. Mezclamos con un poco de la leche caliente hasta que esté todo bien disuelto y ponemos a fuego lento.






Removemos continuamente hasta que espese.
Si vemos que la crema tiene intención de hervir, esto no puede suceder nunca porque se cortaría.




Cuando tenga una consistencia de crema recia apartamos del fuego y añadimos la mantequilla. Hay que seguir removiendo hasta que esta se funda y se mezcle

Volcamos la crema en una manga pastelera o una bolsa para este fin (yo meto manga en un recipiente alto para que se sostenga), la cerramos con una pinza y la dejamos enfriar a temperatura ambiente.

Cuando esté algo poco más que templada la metemos en la nevera para que se enfríe del todo (aproximadamente unas dos horas).


Una vez esté  totalmente fría pasamos a confeccionar los cucuruchos.
Lo primero que tenemos que hacer es poner a calentar el horno a 200-220º calor arriba y abajo con aire. Es muy importante que el horno esté caliente antes de meter los conos pues de lo contrario no subirían correctamente.

Ponemos la lámina de hojaldre en la mesa o encimera y la cortamos en tiras longitudinales aproximadamente de un cm. y medio de ancho.


 Engrasamos los conos con un poco de mantequilla para que luego nos sea más fácil desmoldarlos.
Con cada banda vamos enrollando los conos comenzando por la parte de abajo.


Hay que tener mucho cuidado en este punto y dejar toda la punta bien cubierta para que luego no se nos salga la crema.

Una vez todos envueltos los colocamos en una bandeja de horno, los pintamos con huevo batido y lo espolvoreamos por encima con azúcar blanquilla.



Y al horno, que ya estará caliente, unos diez o doce minutos hasta que suban y estén bien doraditos. Los sacamos y esperamos que se enfríen antes de desmoldarlos para que no se rompan.


Se desmoldan sujetándolos por el molde y presionando un poco el hojaldre con la otra mano para que se desprendan. Todo esto hay que hacerlo suavemente. Yo me he cargado un par de ellos.



Rellenarlos es bien sencillo. Cortamos la punta de la manga pastelera y la metemos en el cucurucho vacío. Vamos apretando la manga hasta llenarlos.



Y ya está. Hoy he hecho docena y media y ya quedan solo cuatro. Segurísimo que gustan mucho.

 

Pollo A La Coca-Cola


A pesar de que es una receta con gran aceptación nunca me había dado por hacerla. No soy mucho de tomar Coca-Cola, y además me gusta cocinar el pollo muy elaborado y con abundantes especias y vino.  Pero hace varios días mi amiga Lola Gómez me habló maravillas de ella, me pasó la receta y yo me puse manos a la obra. Tengo que reconocer que el resultado me sorprendió gratamente. Sencilla, barata, contundente… y además te da opción a poner tu toque personal.

Os la recomiendo.



Ingredientes de la receta original:
  • 1 Pollo troceado (también se puede hacer con alitas, muslitos, pechuga… lo que más os guste.)
  • 1 Sobre de Sopa de Cebolla (lo compré en Mercadona de la marca Hacendado)
  • 1 Coca-Cola
  • Aceite de Oliva Virgen Extra.



Por cuenta propia le puse:
  • 1 Zanahoria
  • 1 Cebolla
  • Nuez Moscada Molida
  • Pimienta Negra Molida


Elaboración:

Picar la cebolla y la zanahoria muy pequeñita y dorar en el aceite de oliva.
Cuando esté pochada añadir el pollo y cocinar dándoles vueltas hasta que pierda el color a carne cruda.
Volcar en la cazuela el sobre de sopa y el contenido de la lata de Coca-Cola, y las especias. No poner sal de momento puesto que la sopa de cebolla ya contiene sal.

Cocinar a fuego medio hasta que el pollo esté tierno y se haya consumido un poco la salsa. Si quedase muy líquida añadir una cucharadita de maicena tostada.


 Rectificar de sal y servir. No dudo de que os vais a chupar los dedos

LinkWithin

Related Posts Widget for Blogs by LinkWithin